Fruta de Primavera, fruta de temporada

La primavera comienza su andadura con el rojo de las fresas, el mes de mayo da paso a los primeros tonos amarillos de los nísperos, a los que siguen un poco más tarde los melocotones, albaricoques y nectarinas. La vuelta a los tonos rojizos cuando está a punto de comenzar el verano se da a través de las cerezas, ciruelas y sandías. Marzo ventoso y abril lluvioso hacen mayo florido y hermoso… Nos recuerda un refrán español. Tenemos setas y el verano nos da ya algunos anticipos, las berenjenas, excelentes judías verdes en temporada durante primavera y verano… Pero donde más lo notamos es en la fruta tendremos los primeros productos de una amplia variedad ligada a las buenas temperaturas. Hay que aprovechar que le diremos adiós el mes que viene a un gran número de verduras: alcachofas, apio, espinacas, calabacines, guisantes, habas, nabos, pimientos verdes y setas… así que… ¡aproveche! también es el últimos mes para los cítricos de origen nacional: limones, naranjas y pomelos. En definitiva, una inundación de colores tras los cuales se encierra una larga e interesante lista de fitoquímicos, que no pueden producirse por el propio organismo, y que por lo tanto sólo los podemos obtener mediante la ingesta de alimentos ricos en ellos. Las antocianinas son las responsables del color rojo o morado de ciruelas negras, fresas, fresones y frambuesas. Estas frutas han sido utilizadas popularmente para mejorar y tratar problemas circulatorios. Hay evidencias experimentales de que ciertas antocianinas tienen propiedades antiinflamatorias. Se sabe que tienen la capacidad de prevenir la oxidación del LDL (colesterol malo), además de reducir su síntesis o su absorción por lo que se consideran oficialmente como sustancias protectoras del sistema cardiovascular. Además regulan la presión arterial y previenen el envejecimiento celular. El licopeno también tiñe de rojo las frutas y hortalizas y es responsable del color de los tomates y las sandías entre otros. Actúa como un potente antioxidante neutralizando los radicales libres y atenuando el daño en los tejidos. Estudios clínicos y epidemiológicos evidencian que el licopeno es un agente central en la reducción de la incidencia de algunos tipos de cáncer como el de pulmón, próstata y tracto digestivo. Los carotenos dan color amarillo, naranja y rojizo como el de albaricoques, melocotones y cerezas. El beta-caroteno de las frutas, tras ser absorbido en nuestro cuerpo se transforma en vitamina A o retinol, que resulta esencial para la visión, el buen estado de la piel, los tejidos y para el buen funcionamiento de nuestro sistema de defensas. Ahora puede darle color a su mesa con un frutero compuesto por las diferentes frutas de la primavera y aprovechara sus grandes propiedades. La FRESA: es rica en potasio, magnesio, yodo, hierro, vitamina C y ácido fólico. Ideal para hacer curas depurativas y ayuda a fortalecer los huesos, mantener en buenas condiciones la piel y evita la retención de líquidos. Los ALBARICOQUES tienen interesantes efectos rejuvenecedores. El MELÓN se convierte en un complemento ideal para aquellos que quieren cuidar la figura, tener una dentadura fuerte o elevar un poco el estado de ánimo. Las CEREZAS, también tienen un efecto limpiador. Favorecen la digestión y poseen una acción anti inflamatoria. Alivian los dolores derivados de los problemas reumáticos. Recomendaciones La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) recomienda tomar cinco raciones de frutas y verduras al día, e insiste en que se combinen los distintos colores para asegurar así el aporte de diferentes nutrientes y sustancias fotoquímicas. De hecho, la ingesta de entre 400 y 600 gramos al día de frutas y verduras es la que se asocia con la reducción de la incidencia de la mayoría de tipos de cáncer, enfermedades cardiovasculares, infarto y la mayoría de enfermedades asociadas al envejecimiento. La fruta de primavera permite consumir por lo menos una pieza de cada uno de los grupos de colores que las autoridades sanitarias consideran como imprescindibles para la salud (rojo, naranja/amarillo, verde, morado y blanco). Los colores también son una forma fácil para enseñar a lo niños las cualidades de las frutas como alimento que ayuda a crecer y a reforzar las defensas. Los antioxidantes trabajan juntos, es decir, en su combinación natural dentro de las frutas se ayudan unos a otros para realizar sus funciones. Por ello se piensa que los beneficios de una dieta rica en vegetales, vienen en parte, de las complejas mezclas de fitoquímicos que están presentes en los alimentos de forma natural. Consuma productos de temporada. Las frutas sufren manipulaciones cuyo objetivo es hacer que aguanten las largas distancias de transporte y el tiempo que pasa desde su recogida en el campo, hasta la mesa del consumidor. Aún se necesita mucha investigación para saber en qué medida se pierden los antioxidantes con la manipulación, el procesado e incluso el cocinado de las frutas. Comiendo fruta de temporada nos aseguramos de que están en su punto óptimo de maduración y seguramente hayan sufrido menos manipulaciones que puedan interferir en su interesante contenido nutricional.

Cítricos de España. Naranjas, Limones, Pomelos y Mandarinas

Los cítricos son unos de los grandes regalos que la naturaleza nos ofrece y que son irremplazables en nuestra dieta diaria y en nuestra cultura.

Naranjas, limones, mandarinas y pomelos, son nuestros más saludables aliados.

Los cítricos pertenecen a la familia del las rutáceas, esta familia abarca 1600 especies aproximadamente , agrupadas en 150 familias; casi todos sus miembros son plantas tropicales y subtropicales. Los géneros de mayor importancia son Citrus ( al que pertenecen las naranjas, las mandarinas, los pomelos y los limones) y Fortunella (al que pertenecen los Kumquats). Y, de todas ellas, las frutas del género Citrus poseen la mayor significación económina. Dentro de las del genero citrus, entre las que se encuentran las naranjas (citrus sinensis), las naranjas chinas (citrus japónica), las naranjas amargas (citrus aurantium), las mandarinas (citrus reticulata), los limones (citrus limón), los pomelos (citrus paradisi), las limas (citrus aurantifolia) o las toronjas (citrus medica).

Los cítricos se caracterizan por su alto contenido en vitamina C y ácido cítrico. Poseen, además, vitamina A, B, P, ácido fólico, ctroflavonoides y sales minerales como sodio, potasio, magnesio, calcio, fósforo, etc. Su riqueza en vitamina C ayuda a prevenir enfermedades infecciosas, estimulando el sistema inmunitario, ayudando a formar anticuerpos y creando defensas contra virus y bacterias.

Las vitaminas del grupo B que contienen los cítricos, junto con las cítricoflavoides y el ácido cítrico, actúan sobre el sistema nervioso estimulando los reflejos y activando las funciones cerebrales. Consumidas gajo a gajo, o bien en zumo, son una poderosa reserva de energía y un delicioso refresco natural. El consumo de cítricos en la dieta diaria contribuye a la prevención de enfermedades respiratorias, como bronquitis, neumonía y molestos resfriados. Además, las sales minerales que contienen contribuyen a desintoxicar el organismo eliminando sustancias nocivas. Son excelentes reconstituyentes para los deportistas y todas aquellas personas con un ocupación que requiera un considerable esfuerzo físico, ya que alivian el cansancio y tonifican la musculatura. Además, ayudan a reponer los líquidos perdidos, aplacan la sed de una forma natural y estimulan el rendimiento fisiológico. Los cítricos son un saludable alimento natural y una magnifica reserva de vitaminas.

El zumo de un cítrico recién exprimido no puede sustituirlo ninguno en conserva, por muy buena calidad que tenga. Quel el zumo natural sabe mejor, es innegable. Además preparando nuestros propios zumos tenemos a nuestra disposición una mayor variedad.

El limón

El limón es el protagonista indiscutible en la cocina, su acidez perfecta y característica es el condimento indispensable en infinidad de platos.El limón es, sin duda, el rey de los cítricos.

Se cree que el limonero apareció por primera vez en la India, desde se extendió adaptándose a aquellas regiones de la tierra con climas templados y soleados. Fueron los árabes quienes lo introdujeron en España, y en el segundo viaje de Colón, en 1493, llegó al continente americano. Desde entonce, está presente en las cocinas del mundo entero

El limón, de forma alargada y apezonada, posee una corteza fuerte y resistente de tonalidades amarillas y, en algunas variedades, verdes, que protege la pulpa.

La corteza del limón posee un agradable olor, muy apreciado en la elaboración de perfumes y como aromatizante de una gran variedad de alimentos. Su ralladura es frecuentemente utilizada en repostería. La pulpa del fruto, de color amarillo pálido, está dividida en gajos. El jugo que contienen, desprende un suave aroma, pero su sabor, extremadamente ácido, hace que este cítrico se utilice como aderezo de las comidas, o se consuma en zumo diluido con agua, y no en su estado sólido. Además, por su alto contenido en vitamina C y en menor proporción, A, B, K y P, el limón es utilizado también en la elaboración de medicamentos. Sus propiedades son aprovechadas, asimismo, en la fabricación de perfumes y cosméticos.

El limón posee un gran poder antiséptico, es astringente, resulta depurativo y constituye un excelente tónico para el organismo.

Variedades del limón
Eureka. Este fruto es pequeño pero muy jugoso y ácido. Tiene una escasa presencia de semillas, con un sabor muy agradable y mucho zumo. Se recolecta desde finales del invierno hasta comienzos del verano.

Lisbon. Es jugoso, ácido y de corteza rugosa. La importancia de esta variedad de debe a su óptima calidad. Está en producción durante el invierno y principios de la primavera.

Primofiori. También llamado fino debido a su corteza delgada y tersa. De tamaño reducido y muy jugoso posee una acidez muy delicada. Es una variedad muy precoz, y esta presente en los mercados durante el invierno.

Verna. Es de tamaño medio-grande, de pezón pronunciado y corteza gruesa, rugosa e irregular. Es el más habitual en los mercados españoles durante casi todo el año.


La mandarina


Es un fruto pequeño, tierno y de color anaranjado, posee un sabor dulce y fácil de pelar, con lo que la dificultad esta en solo comerse una.

No se conoce con certeza el origen del mandarino, aunque se cree que procede del sudoeste de China. La calidad y propagación que la mandarina ha logrado en el litoral levantino hace que olvidemos con frecuencia tan exótico origen. La mandarina es un fruto casi esférico, pequeño y aplastado, de corteza lisa y rugosa, según la variedad, y de color anaranjado amarillento. La cáscara de la mandarina se desprende con facilidad, sin necesidad de utilizar un cuchillo, y sus gajos se separan sin romperse. Es tan sencillo comer una mandarina, que se ha convertido en la favorita de los niños y es una de las frutas más populares del mundo.

La mandarina posee un contenido de agua mayor que el resto de los cítricos. El dulce sabor de su pulpa, ligeramente ácida, es un agradable refresco para el paladar. Este delicioso cítrico puede contener pepitas o carecer por completo de ellas, según la variedad. Uno de los secretos para disfrutar de todo su sabor reside en la recolección. Si son recogidas antes de que estén excesivamente maduras, las mandarinas pueden almacenarse, en perfecto estado, durante semanas.

Es verdad que existe una “mandarina” autentica y genuina, la que responde al nombre botánico de Citrus reticulata, pero el nombre de ha convertido en la denominación general de todas las formas, subvariedades, cruces y mutaciones que van surguiendo.

Todas estas frutas tienen en común una cascara delgada y fácil de desprender, lo que constituye el primer criterio de distinción respecto a la naranja, junto a su menor tamañao y achatadura. Todas poseen además una dulzura y sabor caracteristico. La pulpa de la mandarina esta está dividida en 8 o 10 gajos que se separan con facilidad. El aceite esencial que contine la cáscara de la mandarina es también un rasgo que comparten todas las variedades. A esto hay que añadir que las mandarinas maduran antes que las naranjas.

Las mandarinas se suelen consumir en estado sólido, en el desayuno y como postre de las comidas. Además sus gajos se utilizan habitualmente en repostería como elemento decorativo de tartas y pasteles. También se emplea su extracto en la fabricación de dulces y caramelos.

Entre las propiedades de la mandarina hay que destacar su alto contenido en bromo, elemento favorecedor del sueño, que convierte este pequeño cítrico en el postre ideal de la cena.

Variedades de mandarina.

Satsuma. Es la especie de maduración más temprana, es de origen japonés.

Clauselin. Es una mutación de la Satsuma. En España madura incluso antes que la Satsuma.

linClemenules. Es la más popular en España. Posee buen calibre y su recolección abarca desde finales de noviembre hasta finales de enero.

Oroval. Madura tres semanas antes que la Clemenules y su tamaño es algo mayor. La pulpa es tierna, jugosa, y un poco ácida, pero con buenos niveles de azúcar.

Marisol. Deriva de la Oroval, con la que comparte característica casi idéntica, aunque madura, al menos, dos semanas antes.

Clemenvilla. Tamaño medio-grande. Su corteza naranja y rojiza oculta un fruto de excelente calidad. Se recolecta desde mediados de noviembre.

Hernandina. Variedad tardía de escaso volumen, pero con abundante zumo y muy aromática, Su corteza puede presentar tonalidades verdes sin que esto sea síntoma de inmadurez.

Fortuna. Fruto de buen tamaño y abundante zumo, cuya piel delgada y muy adherida se pela con facilidad. Variedad tardía. Se recolecta a partir de febrero.

La Naranja.

La naranja es la reina de las frutas. Esta presente en la cesta de la compra y en la mesa durante casi todo el año, es considerada nuestra gran reserva de vitamina C.

Es el citrico mas importante, y también el mas popular. Y entre todas las variedades la Navel , el postre mas habitual en Europa, ocupa el primer puesto.

La piel de la naranja no adquiere esa tonalidad naranja, fuerte y homogenea si no ha estado expuesta a temperaturas nocturnas bajas durante su maduración en el árbol. El brillo tan apetitoso de la frutase debe mas que nada a la capa de cera protectora que le ponen a las frutas destinadas a la exportación. Esta cera es un sustituto de la capa protectora natural que ha sido eliminada en el proceso de lavado de la fruta. La cera convierte a la piel en incomestible, pero resulta necesaria para prevenir un resecamiento prematuro y la pérdida de valores nutritivos.

Parece increible que, desde un punto de vista botánico, se trate de una misma fruta viendo la abundancia y diversidad de subespecies y vareidades que existen: redondas, ovales, amarillas, naranjas ,rojas, grandes, pequeñas, de piel lisa o de piel rugosa. Pero todas teinen algo en común, que son Citrus sinensis, naranjas dulces.

Atracción, brillo, luz del sol… La naranja es, sin duda, la fruta más popular por calidad, por salud, por precio. Su forma esférica y su color anaranjado y brillante esconde la promesa de un delicioso fruto en toda su sazón. De origen desconocido, se cree que el naranjo aparece por vez primera, hace miles de años, en la región comprendida entre el sudoeste de China y el noroeste de la India. Con posterioridad, los mercaderes llegados de Oriente durante la Edad Media, introdujeron la semilla del naranjo en toda la zona mediterránea. Bajo la cáscara anaranjada, lisa o rugosa según la variedad, una segunda piel blanca envuelve el fruto protegiendo la pulpa. Esta se encuentra dividida en gajos alargados y curvos que encierran todo el jugo. Las naranjas, al igual que otros cítricos, pueden contener semillas en su interior o carecer de ellas, dependiendo de la variedad. La jugosa carne anaranjada de este fruto es una completa fuente de minerales y salud. Ya sean “de zumo” o “de mesa”, las naranjas son ricas en vitaminas, sales minerales y azúcares de fácil asimilación para el organismo. Por todo ello, la naranja es un delicioso y completo alimento que aporta la vitalidad necesaria para afrontar el ritmo de vida actual y ayuda a combatir las carencias producidas por una alimentación desequilibrada.

Imprescindible en nuestra dieta, por sus importantes valores nutricionales y medicinales, es además utilizada en la industria conservera, repostera y licorera, asís como en la elaboración de perfumes. La naranja es en definitiva, una fruta al servicio del ser humano y la auténtica estrella de los cítricos.

Variedades de Naranja

Salustiana
. De tamaño mediano o grande. De sabor fino, rico y ácido. Es achatada y apenas contiene semillas. Se halla a la venta desde enero hasta finales de marzo. Es la mas utilizada para hacer zumo.

Sanguina. Es rojiza por dentro y por fuera. Jugosa, resistente y de tamaño medio. Se encuentra en el mercado desde febrero hasta mayo. Es también conocida popularmente por la naranja de sangre de toro.

Navelina. Es muy dulce, de gran calibre y corteza fina y lisa anaranjada. Carece de semillas. Se encuentra en los mercados desde octubre hasta febrero.

Nável. De gran tamaño y corteza de color rojizo. Su coteza es gruesa, su carne dulce y rosada carece de semillas. Se consume desde noviembre hasta mayo.

Navelate. La más pequeña entre las Nável. Jugosa, muy dulce y sin semillas. Se encuentra a la venta entre enero y finales de mayo. La Navelate es la variedad con más prestigio entre todas al ser la más fina y dulce al paladar.

Lane Late. Muy similar a la Nave Late pero con menos zumo. El periodo optimo para su consumo esta entre marzo y abril.

Valencia Late. Muy extendida en todo el mundo. Jugosa, perfumada y con algunas semillas. Por su madurez tardía es la naranja del verano, entre abril y julio. De agosto a septiembre se recurre a la importación de esta variedad, por haberse agotado las del mercado nacional. Tiene una pulpa tan jugosa que de ella se extraen los zumos de elboración industrial.

El Pomelo

El pomelo es el más exótico y desconocido de la gran familia de los cítricos. Bajo en calorías y rico en vitaminas A, B y C, es le tónico natural que el organismo necesita.

Fruto prohibido o Citrus Pardisi. Así de denomino el pomelo en 1830, en la región caribeña de donde procede. Apareció por primera vez, un siglo antes, en las Islas Barbados, fruto del cruce espontáneo entre el naranjo dulce y el pummelo o Shaddock. Este cítrico presenta una forma globular cuyo diámetro llega a alcanzar los 15 centímetros. Su gruesa corteza puede ser lisa o rugosa, según la variedad, y cuando el grado exacto de madurez. Adquiere tonalidades que varían entre el amarillento y el naranja rojizo. La pulpa del pomelo está dividida en diez o doce gajos de aspecto esponjoso y repleto de zumo. Su color varía, al igual que la corteza entre el amarillo y el rojizo, y la presencia o total carencia de semillas en su interior depende de la variedad de que se trate. La forma más habitual de consumir el pomelo es en su estado líquido. Al exprimirlo se obtiene una considerable cantidad de jugo, de sabor suavemente amargo, que constituye un excelente y refrescante bebida y todo un descubrimiento para el paladar.

El pomelo contiene muy pocas calorías, pero es rico en vitamina A, B y, sobre todo C, lo que le convierte en un extraordinario alimento en las dietas de adelgazamiento. Además es una eficaz medicina natural con propiedades tonificantes y estimulantes.

Por sus amplias cualidades, el pomelo es un fiel aliado de la salud. Hoy en día es tan fácil encontrarlo en el mercado, que merece la pena incluirlo en nuestra dieta.

Descubre el pomelo y dale a tu cuerpo la vitalidad que necesita.

Variedades de Pomelo

Descubre el sabor suavemente amargo del pomelo y sus diferentes variedades. Disfrútalas.

Marsh. De maduración tardía y tamaño medio. Bajo su piel lisa y pálida se encuentra una pulpa muy jugosa sin apenas semillas.

Star Ruby. Fruto de tamaño medio. De corteza y pulpa rojizas. Carece, casi por completo, de semillas.

Flame. La coloración de la pulpa es similar a la del Star Ruby, pero su corteza es más pálida. Carece de semillas.

Rio Red. De características similares al Star Ruby, aunque de mayor tamaño, de maduración más tardía, tiene menor contenido de zumo y la pulpa es menos rojiza.


Aprovecha la extraordinaria oportunidad que te ofrece vivir en un país que ocupa el primer puesto, a nivel mundial, en cuanto a producción de cítricos. Somos privilegiados porque podemos contar, durante todo el año, con una amplia variedad de naranjas, limones, mandarinas y pomelos. Todos ellos forman parte de una rica cultura gastronómica y de la dieta mediterránea, recomendada por médicos y organismos públicos de todo el mundo. Para comer y beber. Como tú prefieras. Todos los días y a cualquier hora. Los cítricos están a tu alcance.

A continuación, el calendario de producción de los diferentes cítricos que se producen en España, que varían según su variedad.

De logo